Diálogos

Recuerdo cuando un día le dije:

— ¡Tengo mucho que enseñarte!

Y él respondió:

— Pues habrá que aprender.

Nunca un alumno me duró tan poco…

 

Recuerdo cuando un día me dijo:

— Ahora podremos vernos menos…

Y yo le respondí:

— No importa, tenemos todo el tiempo del mundo.

Y él me dijo:

— Tú respuesta me ha alegrado el día.

Pero nunca todo el tiempo del mundo fue tan corto.

 

Recuerdo cuando el último día me dijo:

— Nada horrible ha ocurrido entre nosotros.

Y yo no respondí.

Pero pensé: “No, lo horrible es que no vaya a ocurrir nada más”.

 

NARUMI

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s